ZORRO ZORRERO. SDFK

Hace poco recibí un mensaje de un amigo diciéndome: “...Ando con la mirada fija en el cielo, confundido porque un coño acido me supo a caramelo....o a zumo de pomelo”. Pues bien, esa rima ha hecho que hoy os hable de... sfdk
Siempre me han gustado los buenos sonidos rockeros, con esas guitarras distorsionando, el bajo poderoso y
una batera contundente. Y aunque he estado abierto a cualquier otro estilo, debo reconocer que en todo
momento estaban un peldaño por debajo en mi escalafón musical particular. Sin embargo todo esto cambió en
la primavera de 2003, en el penúltimo Festimad que se celebró en el ya mítico parque “El Soto” de Móstoles.
En aquella época, vuestro Zorro se encontraba en una etapa “personal” de lo más metalera, y por ello, el
principal motivo por el que pasó por caja y pilló entrada fue para ver a Deftones (a pesar de tenerlos más que
trillados). Pero por lo que recordará toda la vida ese festival fue por un grupo que en aquel momento ni conocía,
pero que le dejó con la boca totalmente abierta (igual que al Lobo Estepario, que estaba a su lado). Vendrían a
ser las 4:30 de la tarde del sábado y mientras no parábamos de beber litros para matar la resaca de la noche
anterior, nos tiramos en frente del escenario principal para ver al primer grupo de la tarde (o a hacer que los
escuchábamos, con la idea de descansar un rato). Pero allí, con total desparpajo, aparecieron dos tipos que
dijeron llamarse “SFDK”, venir a presentar su nuevo trabajo, “2001. Odisea en el lodo” y que cambiaron mi
forma de entender el rap para siempre.
Sus letras, puesta en escena y sobre todo, actitud y personalidad, hicieron que a medida que avanzaba el
concierto, cada vez fuéramos más los que nos íbamos levantando y prestando atención a lo que inicialmente
iba a ser la música de fondo con la que compartir unas birras. Y ya cuando la aguja de Acción Sánchez
empezó a saltar y al Zatu no le quedó más remedio que ponerse a improvisar, aquello fue el delirio, con todo el
público plenamente entregado y disfrutando de uno de los mejores shows de aquel Festimad.
Lo que había empezado como un concierto para hacer tiempo, terminó siendo uno de los
momentos más comentados del “Festi” y el primer gran empujón para la carrera de SFDK.

2 comentarios:

POEM dijo...

zaaatuuu!! jaja

qué grande!!!

el puto amo de cultura urbana
tenía una comunión total con su público!!!

Rap Sólo!!!

"El Lobo Estepario" dijo...

"suena bieennnn"